Ideas para crear tu propia oficina en casa

Hoy en día sigue creciendo el número de personas que trabajan desde casa, lo que se conoce como teletrabajo, o no tienen una oficina como tal, ya que son freelance o autónomos y deben trabajar en su hogar. La oficina debe ser un lugar tranquilo y reservado en el que podamos concentrarnos y aislarnos. Por ello, en Cashoffice queremos darte algunas ideas para crear tu propia oficina en casa.

Busca un lugar tranquilo en casa

Una oficina debe ser tranquila y cómoda, ya que esto hará que tengamos mayor productividad y que trabajemos mejor. Si tenemos la suerte de contar con un cuarto solo para la oficina, genial, ya que nuestra concentración no se verá afectada. Pero como esto no siempre es posible y tu oficina quizás tenga que ir en una habitación como el salón, el dormitorio o el comedor, lo primero que debes valorar es que sea un rincón lo más tranquilo posible.

 

Iluminación natural y artificial

Siempre que sea posible, debemos situar nuestra oficina junto a una venta, si es de forma paralela a la luz, mejor, ya que esta no nos molestará tanto a la vista las horas que incida el sol de frente. Las ventanas al lado de nuestro puesto de trabajo son importantes, ya que nos ayuda a desarrollar nuestra creatividad y nos contagia de libertad. La iluminación es siempre muy importante a la hora de decidir ubicación. Además,  una mejor iluminación nos ayudará a trabajar mejor, especialmente cuando hablamos de aprovechar la luz natural. Si las cortinas o la pared de la habitación son de tonos claros, esto ayudará a que tu oficina esté más iluminada.

Si trabajamos en horas cuando ya no hay luz natural, debemos contar con lamparás que enfoquen hacia nuestro trabajo. Son un elemento clave y muy importante para ayudarnos a trabajar mejor, con mayor energía y sin perjudicar a nuestra vista. Las lámparas tipo flexo no pueden faltar en una oficina para aportarnos la luz puntual que necesitemos. Así como una buena iluminación general.

 

Paredes multiusos para una oficina en casa

Si no cuentas con mucho espacio para nuestra oficina en casa, puedes utilizar las paredes y sacarle el máximo partido. Con la ayuda de muchos estantes, colocados de forma racional para albergar distintos tipos de objetos, podrás tener a mano todo lo que necesitas.

Hazte con estanterías modernas, tablas o baldas para colocar tus libros, impresora…etc Eso sí, ¡ajusta bien los tornillos!

No todo va a ser sacarle partido al espacio, también debemos prestar atención a la decoración de nuestra oficina. Para ello podemos utilizar cuadros, póster, un calendario, etc. Deja volar tu imaginación y crea un lugar de trabajo en el que te sientas cómodo e inspirado.

 

Saca partido a los rincones de una habitación

Las esquinas van a ser grandes aliados cuando se trata de aprovechar todos los espacios de nuestra oficina en casa.  Estos lugar en primer lugar parecen inútiles, pero puedes hacerte con un mueble esquinero pensado para multiplicar la funcionalidad de este espacio: con varias alturas, estantes, cajones…

La imaginación y una buena mesa que haga de esquina pueden convertirlas en un ámbito de trabajo estupendo y muy motivador, y sacarle partido de paso a dos o tres metros cuadrados que parecían que no servían para nada.

 

La importancia de una buena silla.

La silla de oficina es muy importante, ya que pasaremos en ellos muchas horas sentados. Por ello es importante que sean cómodas, transpirables y se ajusten bien a nuestras necesidades. Las sillas demasiado rígidas no son beneficiosas para nuestra espalda si debemos pasar muchas horas en ellas. Debemos apostar por sillas de oficina ergonómicas.

Las sillas ergonómicas profesionales se adaptan a nuestra morfología y nos ayudan a prevenir todo tipo de lesiones y a maximizar la eficiencia en nuestro puesto de trabajo. Gracias a la tecnología y la ergonomía que incorporan disponemos de una solución para las lesiones y dolores de espalda que padecemos debido a las malas posturas que adoptamos durante la jornada laboral.